Ol Pejeta: Un centro de conservación muy peculiar

Ol Pejeta: Un centro de conservación muy peculiar

Rinocerontes en Ol Pejeta con vehículo de safari al fondo.
Los rinocerontes son huéspedes de honor en Ol Pejeta.

Si te apasionan los rinocerontes y los chimpancés quizá hayas oído hablar de Ol Pejeta. Se trata de un antiguo rancho colonial reconvertido en refugio para estas dos especies. Kenia es un país concienciado en lo que a la protección de la fauna y flora local se refiere así que no es de extrañar que albergue interesantes instalaciones dedicadas a este propósito. ¡Vamos de visita!
Lo primero es sacra nuestro mapa para ubicarnos un poco. Ol Pejeta se halla en la meseta de Laikipia, o lo que es lo mismo, en la zona central de Kenia. No imagines un zoo modesto ya que este centro tiene una extensión de 365 kilómetros cuadrados.
Y si te preocupa el tema del desplazamiento desde Ol Pejeta hasta otros lugares imprescindibles que ver en Kenia es hora de que deseches esos temores. En los alrededores están enclaves tan impresionantes como el Parque Nacional de Aberdare o el Monte Kenia.
Al contrario de lo que ocurre en otros casos como el orfanato de elefantes de David Sheldrick resulta que el objetivo final no es volver a introducir a los chimpancés y rinocerontes de Ol Pejeta en su hábitat natural.
Aún así, la labor de los trabajadores del centro es encomiable puesto que la idea es que los animales que no estén en condiciones de sobrevivir por sí mismos en estado salvaje puedan tener una existencia plácida en cautividad.
Por otro lado, los animales no están encerrados. A excepción de los rinocerontes todos pueden campar a sus anchas y traspasar los límites de Ol Pejeta Conservancy. Los rinocerontes se ven sometidos a restricciones más severas para protegerlos de los ataques de los furtivos que codician sus cuernos.
Además, en Ol Pejeta se da una situación singular. Las fieras salvajes conviven con el pastoreo de ganado. Esta dinámica tiene sus ventajas puesto que provoca la mejora de la calidad de los pastos del territorio. Por supuesto, se trata de una actividad sostenible que cuenta con el beneficio añadido de proporcionar algunos ingresos a esta organización sin ánimo de lucro.
¿Te gustaría aportar tu granito de arena a la conservación de chimpancés y rinocerontes? La visita a Ol Pejeta es una forma excelente contribuir mientras que te diviertes y aprendes durante tu aventura en África. ¡Apuesta por el turismo responsable!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *